Mediterráneo

 

3. 

Han rozado la tierra, con las yemas de otros dedos.

Hoy,

La luz destella en su cristal

Que no se rompe ni con piedras

hecho de noche, mar y miedo

no les deja avanzar

 

Es fuerte la frontera

y se balancea

no deja al niño ser lápiz,

al joven voz,

tiempo al hombre.

 

Su voz no llega a tierra, se apaga, es enorme el intento,

y nuestros días que parecen cortos, les dejan marchar,

 

nuestras sillas, que nos atan, nos aferran fuerte al suelo,

su suelo, móvil, les lleva, les hunde.

 

Cuánto dolor,

en el Mediterráneo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s